La suerte de los Piratas.

Sorpresivamente los Piratas de Pittsburgh amanecen hoy empatados en el liderato de la división central de la Liga Nacional con récord de 32-27. Si bien es cierto que esta división es conocida por la diversa gama de problemas que sufren colectivamente sus equipos, eso no le quita mérito a una escuadra como la de los Piratas que cuenta con una pequeña nómina no muy por encima de los 63 millones de dólares y que no conoce lo que es poseer un porcentaje de victoria mayor a .500 en una temporada completa desde 1992.

En la Temporada pasada también estuvieron metidos en la pelea. Contra todo pronóstico para el 15 de Julio del 2011 estaban empatados en el liderato de su división con los que posteriormente serian los campeones mundiales, los Cardenales de San Luis. Lamentablemente para los bucaneros el equipo volvió al curso esperado y terminaron con otra temporada para el olvido.

Este año parece estar ocurriendo otra vez el milagro, pero si caen nuevamente ya serán 20 años sin un temporada con récord positivo, así que la pregunta es:

¿Podrán mantener el ritmo los Piratas?

Para empezar el diagnóstico lo primero que hay que observar es su diferencial de carreras, Han anotado 191 carreras y su OPS+ colectivo es de 76, últimos en todas las mayores en ambas categorías. De hecho son el único equipo que no ha pasado las 200 carreras anotadas. En contraparte su pitcheo si ha respondido, siendo éstos 2° en toda la MLB en carreras permitidas con 208. Pero aún así su diferencial de carreras se mantiene negativo con -17. No hay que ser sabermétrico para saber que nunca es bueno que te anoten más carreras que las que anotas.

Dado ese diferencial de carreras su récord esperado usando la fórmula de victorias pitagórica es de 27-32, lo que implica un total de 5 victorias menos que su marca real. Esa diferencia de 5 victorias a favor de los Piratas es la mejor de las Mayores. Primera señal de la «suerte» que han tenido.

Si revisamos otra estadística básica nos damos cuenta que los Piratas son líderes de todas las mayores en victorias en juegos por una carrera con marca de 17-10. Segunda señal de que han ganado juegos cerrados que muy podian haber terminado a favor del contrario.

Antes de las estadísticas modernas este análisis se hubiera dejado hasta aquí, con la intuición de que los bucaneros no han jugado tan bien como su récord lo indica. Pero gracias a la Sabermétrica podemos hundirnos un poco más en el tema.

A pesar de la mediocre ofensiva que poseen los de Pittsburgh, podemos ver que sus bates se encuentran de 3° en la Liga Nacional en la estadística Clutch, la cual se calcula a través de la formula:

Clutch = (WPA / pLI) – WPA/LI.

Donde ya sabemos que el WPA es la posibilidad de victoria agregada, la cual es la suma o resta de la probabilidad de ganar del equipo en base a cada una de las jugadas hasta la conclusión del partido.

El LI es el «Leverage index», que en español significa «índice de apalancamiento» el cual es el índice que mide la tensión en cada una de las situaciones de juego. Esta estadística sigue la lógica de que entre más innings, outs y situaciones cerradas presente el marcador más presión habrá en el juego. No es lo mismo salir a batear con el juego empatado en la novena entrada que en el 2° inning. Si quieres ver la tabla con el LI de cada situación la puedes ver aqui.

Y el pLI es el promedio del índice de apalancamiento en todas la situaciones en las que se ha visto involucrado dicho jugador. Por lo que en conjunto, el Clutch mide el aporte del jugador a la probabilidad de victoria en situaciones de presión en relación a lo que el jugador aporta en situaciones neutras. Dicho de otro modo, es un intento de medir que tan valioso es un jugador cuando su equipo más lo necesita.

En el caso de los Piratas no sólo su ofensiva se destaca en esta estadística, sino que también su pitcheo es líder en la Liga Nacional en el antes mencionado Clutch. Por lo que gracias a la Sabermetrica podemos afirmar con mayor propiedad que las cosas le han salido a los Piratas mejor de lo que deberían. Lamentablemente para ellos el Clutch sirve para evaluar lo ocurrido, pero no ayuda mucho a predecir lo que ocurrirá en un futuro. De hecho en el largo plazo la tendencia es que el Clutch vuelva a valores neutrales al igual que ocurre con el BABIP.

Por lo que podemos concluir diciendo que las probabilidades van en contra de las aspiraciones de los bucaneros. La tendencia debería ser que vuelvan a caer. Sin embargo, esto es béisbol y ¡no hay nada escrito!

¡Próximamente más artículos para debatir muchos más temas de interés!

Todos los datos fueron tomados de baseball-reference.com y Fangraphs.com

Tadeo Varela es colaborador de Sabermétrico.com. Lo puedes contactar vía twitter a través de @TadeoVarela

Comments

comments

Powered by Facebook Comments

Esta entrada fue publicada en Grandes Ligas, Sabermetría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *